• Náutica de recreo

EL NEGOCIO DEL ALQUILER DE EMBARCACIONES CRECE EN ESPAÑA DURANTE LA ÉPOCA ESTIVAL

NAUCHERglobal, Redacción 28/07/2015

Alquilar un barco entre un grupo de amigos o en familia para pasar las vacaciones es una modalidad que, cada vez más, está ganando adeptos en España. Se trata de una práctica más desarrollada en otros países. Así, el chárter náutico se ha convertido en una tendencia cada vez más solicitada por las posibilidades que ofrece.

Como ya ha publicado NAUCHERglobal, el sector ha crecido en España un 55,6% en el primer semestre de 2015 respecto al mismo período del año anterior, con datos de la Asociación Nacional de Empresas Náuticas (ANEN) y de la Federación de Empresarios Asociados de Industrias, Comercio y Servicios Náutico-Marítimos (Fadin). En este sentido, navegar en un catamarán por la Costa Brava o en un velero por las Islas Baleares son algunas de sus múltiples opciones y los precios son cada vez más competitivos.

Según los expertos, este importante incremento se debe en parte a la crisis, pero también a que la cultura náutica está mejorando y esto conlleva que el chárter sea una opción cada vez más popular. En general, el futuro del sector se ve con optimismo, siempre y cuando resulte más económico y ventajoso alquilar que comprar una embarcación. A modo de ejemplo, el precio de alquiler de un velero de unos 10 metros. de eslora para seis personas en el Mediterráneo cuesta unos 2.000 euros por semana en temporada alta. Si no se dispone de titulación, hay que añadir unos 1.000 euros para contratar un patrón, “un aspecto muy recomendable para los aficionados que, aun teniendo el título de Patrón de Embarcación (PER), no sean navegantes experimentados”, apunta el director de Itacadventure y expositor del Salón Náutico de Barcelona, Roger Falgàs.

Por su parte, el director gerente de Motyvel Yacht Charter y también expositor del certamen catalán, Luis Mas, explica que “los grupos de amigos y las familias son los principales usuarios de esta modalidad náutica que utilizan una o dos semanas al año, así como fines de semana”. Los veleros de eslora media sin patrón son las embarcaciones preferidas y las Islas Baleares y la Costa Brava los destinos más solicitados, coinciden Falgàs y Mas. “A pesar de tratarse de un mercado muy estacional, observamos una tendencia al aumento de la demanda entre los meses de mayo-junio y septiembre-octubre”, concluye Mas.

Compartir en